Search

Trenes

Para manejarse dentro de Praga hay muchas opciones, tales como el metro, los taxis, y los autobuses, pero para manejarse tanto dentro de la ciudad, como viajar a otras ciudades las mejores opciones las ofrecen los trenes, que son efectivamente uno de los medios de transportes más utilizados, tanto por los turistas como por los habitantes .

En Praga existen dos estaciones internacionales, por lo que se puede viajar entre países y otras dos más que pertenecen a la movilidad interna, o local.

Lo bueno es que deTransporte en Pragantro de todo el país, todas las ciudades, pueblos, o aldeas cuentan con una estación de tren por lo que es muy fácil estar interconectados.

Una particularidad de los trenes, y que no se da en muchos lugares, debido al buen servicio que prestan, es que todas las líneas de autobuses son administradas por la Compañía Ferroviaria Checa (CD).

Los precios no son demasiado costosos, y los trenes están divididos de acuerdo a la clase en la que el pasajero se quiera ubicar. Los trenes de esta compañía en Praga, cuentan con diferentes comodidades, para que el viaje sea más ameno.  Cuentan por ejemplo con una zona de comedor, algunos vagones con literas para dormir, depende de la extensión del viaje, y en estos trenes se puede transportar grandes piezas de equipaje  como bicicletas. Desde hace unos años,  también están adecuados para discapacitados, por lo que cualquiera puede disfrutar de un viaje con mucha comodidad.

Algunos de sus servicios son rápidos, lo que significa que paran solamente por pocos minutos en las ciudades más importantes, y otros un poco más económicos tienen más paradas hasta llegar al destino.

Utilizando este medio de transporte se tiene acceso directo a Alemania,  Eslovaquia,  Polonia, Austria, Hungría, y Suiza.

Desde Praga, la estación más grande e importante de la ciudad y de todo el país se llama Hlavni Nadrazi y se encuentra a unas tres manzanas de la Plaza Wenseslao que es la más importante de la ciudad, por lo tanto no va a ser complejo poder encontrarla.

Si bien algunos de los viajes entre países suelen tardar más de siete horas, en la República Checa la mayoría de los usuarios está a acostumbrado a utilizar este método de transporte porque además de ser muy cómodo es económico. Para quienes van de mochileros y hasta con poco dinero hasta esta ciudad, pueden manejarse sin problemas.